Anuncia Donald Trump que EU negará visas a migrantes que reciban asistencia pública

13 agosto, 2019
Fotografía:

13 de Agosto de 2019

Washington, Estados Unidos.- El Presidente Donald Trump, informo una nueva acción de su gobierno para disminuir el número de migrantes indocumentados en los Estados Unidos, mediante negar y reducir las tarjetas verdes (green cards), o de algunas visas con las que se les permite ingresar y residir, la medida pretende cancelar y no otorgar permisos de residencia.

El Departamento de Seguridad Nacional, anuncio la explicación de la nueva regla, la cual fue delineada para que los migrantes con bajos ingresos no puedan llegar o permanecer en Estados Unidos.

Esta normativa, será publicada oficialmente en el Registro Federal el próximo día 14 de agosto, la cual entrará en vigor 60 días después de su publicación.

Con esta nueva medida, el Gobierno del Presidente Donald Trump, determinará si el inmigrante se ha convertido en una carga pública para la administración, si depende principalmente de la asistencia de los fondos públicos para subsistir, en base a eso cancelar su situación migratoria.

Con esta nueva regla de la administración estadounidense, una persona que tenga tarjeta de residente permanente o de algún tipo de visado conseguido por la vía legal, podría verse afectado en su status migratorio en el país, en caso de que dependiera para sostener su economía personal con ayudas del gobierno.

Asociaciones de defensores de los migrantes, han denunciado que esta nueva medida discriminaría a los migrantes de los países más pobres, mantendría a las familias separadas y alentaría a los residentes legales a renunciar a ayuda pública que probablemente necesiten para subsistir.

Estas organizaciones, también aseguran que la normativa penalizaría a los inmigrantes con visado de trabajo que necesitan alguna asistencia pública de manera temporal.

Los migrantes de la tercera edad, muchos de los cuales obtienen medicamentos recetados a bajo costo a través de programas subsidiados, también podrían verse obligados a dejar esas ayudas o arriesgarse a ser considerados una carga pública, lo que no les permitiría mantener el estatus de residente legal.

La Administración de Donald Trump, propuso en septiembre de 2018 una reglamentación para que a los inmigrantes que reciben legalmente beneficios públicos, como la asistencia alimentaria y los vales de ayuda de vivienda, se les pueda negar la residencia permanente.

Se espera que esta nueva medida, enfrente demandas legales en los próximos días, por lo que su implementación final podría retrasarse varios meses o incluso ser declarada nula.

Comentarios de Facebook